La victoria contra las imposiciones neoliberales se logrará sólo con la movilización permanente en las calles, como dijera nuestro compañero del Movimiento de los Sin Tierra, Joao Pedro Stedile: Frente a la represión, oponer la unidad del pueblo organizado.

Fuente: Resumen Latinoamericano

 

Este pasado miércoles se trazó un punto de inflexión para la lucha del pueblo brasileño contra la dictadura de Michel Temer. Ciento cincuenta mil personas se movilizaron cumpliendo la convocatoria de sus organizaciones de base, sociales, sindicales, campesinas y estudiantiles, y llegaron a Brasilia marchando pacíficamente exigiendo “Directas ya”, la única solución para salir de la crisis actual. Sin embargo, haciendo honor a esa sentencia de que los planes neoliberales “solo cierran con más represión”, los y las manifestantes fueron recibidos a balazos, el lanzamiento profuso de gases lacrimógenos, las cargas de la caballería policial,  atacados por tanquetas y desde el aire por helicópteros policiales. El resultado de semejante actuación represiva fueron alrededor de 50 heridos y numerosos contusos lo que despertó la ira popular que se desplazó a la zona céntrica de la capital de Brasil exigiendo la renuncia inmediata de Temer.

Acorralado por el pueblo  y despreciado por su propio partido, Temer sacó el ejército a la calle y lo convirtió de buenas a primeras en una fuerza de ocupación, como en épocas de la dictadura militar en los años 60. La excusa utilizada esta vez fue la de defender la casa gubernamental y algunos ministerios atacados por manifestantes.

Temer, integrante de una auténtica banda de delincuentes que fuera impuesto en el Gobierno por la derecha y el imperialismo para aplastar las conquistas históricas de los trabajadores y trabajadoras se aferra a su cargo y de esta manera genera una situación de mayor conflictividad e incertidumbre sobre el futuro inmediato.

Desde ALBA MOVIMIENTOS convocamos a respaldar todas las movilizaciones y la lucha planteada por el Frente Brasil Popular y las organizaciones sindicales y populares que hoy están exigiendo la renuncia del presidente de facto y la convocatoria inmediata a elecciones. También repudiamos cualquier intento de continuismo generado desde un Parlamento corrupto y sin credibilidad o cualquier otra estratagema que permita a los golpistas reciclarse en el poder.

La victoria contra las imposiciones neoliberales se logrará sólo con la movilización permanente en las calles, como dijera nuestro compañero del Movimiento de los Sin Tierra, Joao Pedro Stedile: Frente a la represión, oponer la unidad del pueblo organizado.

Directas ya!

Fora Temer!